Follow by Email

Friday, March 18, 2011

Aprendemos,



Aprendemos a gustar de otros,
cuando comenzamos a realizar
que somos realmente únicos y maravillosos,
eso es lo que cada uno de nosotros… es.
Como conchas marinas a lo largo de la orilla,
nadie es completamente parecido,
cada uno es trabajado diferente
por la mano de Dios,
cada uno tiene algo para compartir,
algo para admirar
y mucho tiempo para dar.
La gente a menudo
me ve como una persona tranquila,
una, que raras veces hace bromas,
una, que cómodamente puede
sentarse en una esquina
y pasarlo bien leyendo un libro
o escuchando música buena.
Pero esto no significa que yo,
no pueda entablar una conversación buena.
Esto no significa que yo no pueda
consolar un alma en pena.
No significa que no pueda compartir
la clase de felicidad, que viene de cosas
que el mundo, apenas nota
en su carrera hacia sueños inalcanzables.
Soy la clase de persona que Dios ha hecho para ser.
¡Feliz, Única, Simplemente ser Yo!

Almatriste.
Mis sentimientos,
3/18/2011



No comments: